San Luis, Río Colorado. Marina del Carmen Zazueta Noriega es parte del equipo de médicos de Hermosillo que partieron a apoyar al Hospital General de San Luis Río Colorado, sumándose a la lucha contra la contingencia por el Covid-19, y con la necesidad de dejar a su hijo encargado con los abuelos.

Zazueta Noriega expresó que fue doloroso encargar con sus papás a su hijo, sin embargo, dijo, está convencida de su profesión por lo que no dudó en unirse al equipo médico de la Secretaría de Salud que se trasladó en San Luis Río Colorado para reforzar la atención de los pacientes por Covid-19.

“Cambió totalmente mi vida, soy de Hermosillo, entonces venirme e instalarme aquí para apoyar en la contingencia, tuve que dejar a mi hijo con mis papás, dejar a mi familia, llegar a un lugar que no conocía, sin embargo, vengo con un grupo, somos un equipo que trabajamos desde hace mucho juntos”, subrayó.

Ella como la mayoría de los médicos que están trabajando incansablemente durante la contingencia por el Covid-19, refiere el sentimiento de miedo y tensión que se vive cada día.

“A veces me pasa que me da miedo y aunque suene muy trillado, no me da miedo contagiarme yo, sino contagiar a mi familia, a mi hijo le preocupa que yo me pueda contagiar, es muy difícil todo esto, resaltó.

Compartió que a diario le pide a Dios le de sabiduría y fuerzas para continuar con el trabajo a favor de la salud, y poder transmitirles tranquilidad a los pacientes. Además de pedirle a Dios que la pandemia acabe pronto y poder regresar a casa con su familia.

“Agradezco también a mis compañeros su apoyo, el que me cuiden, nos cuidamos entre todos, es muy gratificante y los nuevos compañeros también nos han dado un gran apoyo”, expresó.

Marina del Carmen comentó que hay personas que se creen inmunes al contagio, razón por la cual no están tomando las medidas de prevención contra la enfermedad, por lo que llamó a la población a Quedarse en Casa y así disminuir riesgos, además quedándose en casa también es cuidar al personal de salud que está expuesto a contagiarse durante la atención de los pacientes. “Que no piensen que no somos susceptibles de enfermarnos; tú que puedes quédate en casa, piensa en nosotros en el personal de salud que estamos al frente de la batalla, piensa en nuestras familias, piensa en mí como mamá, en mi hijo, ¿si yo falto quién se va hacer cargo de mi hijo?”, resaltó.